“No necesito el #feminismo porque me gusta cuando los hombres me piropean”

-“No necesito el feminismo pq me gusta cuando los hombres piropean mi cuerpo”
-“No necesito el feminismo porque el emborracharme en una fiesta y tener sexo con un desconocido es ser irresponsable, no una violación”
-“No necesito el feminismo porque el empoderamiento de las mujeres implica que somos débiles por naturaleza”
-“No necesito el feminismo porque me gusta cocinar y limpiar mi casa, me gustaría tener hijxs, me gustaría poder quedarme en casa y no trabajar fuera y no quiero que se me juzgue por mis elecciones y oir que tener una carrera es más importante que tener hijxs y hacer feliz a un hombre”
-“No necesito el feminismo porque fomenta el convertir a los hombres en nuestros enemigos. Los hombres no son nuestros enemigos, son nuestros amigos”
-“No necesito el feminismo porque no quiero que mis hijas crezcan alrededor de feministas guarras”
-“No necesito el feminismo porque hace daño a los hombres y no ayuda a las mujeres”
-“No necesito el feminismo porque sobreviví una violación pero no me dan miedo los hombres”

Estos son algunos de los comentarios que salen en un Tumblr (medio social como Facebook, pero más visual), llamado Women Against Feminism (Mujeres en contra del feminismo) que invita a mujeres a que posen con un cartel explicando sus razones para rechazar el feminismo. Un grupo en Facebook del mismo nombre postea muchas de estas imágenes y la comunidad feminista en internet está bastante flipada. Bastante preocupante es que prácticamente la mayoría de estas mujeres son muy jóvenes.

Según ellas, el feminismo no hace falta porque:
-No les gusta que las feministas les digan como vivir su vida (pero si se lo dice un hombre, parece que está bien, ¿no?)
-El patriarcado ya no existe (excepto en paises del tercer mundo y las feministas somos malas al no preocuparnos de eso)
-Porque hace daño a los hombres (el #machismomata como que les resbala)
-El feminismo odia a los hombres y las anti-feministas no quieren que la gente piense eso de ellas (lo que acabo de poner arriba)
-Las mujeres no somos víctimas (las feministas no vamos de víctimas, pero sí denunciamos la misoginia estructural)
-Las feministas hablan de igualdad pero en realidad lo que quieren es un tratamiento especial y ventajas por ser mujeres, y los pobres hombres, cuanto sufren! (o sea, que no tienen ni idea de lo que es el feminismo)

Dos cosas que he pensado leyendo todo esto:
-Estas mujeres no leen los periódicos (aparte de las violaciones y asesinatos de mujeres en la India, en países “ricos” se violan a chicas y se comparten vídeos de la violacion por medios sociales, y los gobiernos están activamente limitando los derechos reproductivos y sexuales de las mujeres, entre otras cosas)
El patriarcado hace muy bien su trabajo
-¿Cuando harán los hombres websites como estas rechazando el machismo porque hace daño a las mujeres? Ah, es verdad, no lo harán porque la mayoría se beneficia del patriarcado, claro

No quiero hacer publicidad de estas websites, pero aquí teneis un enlace (los textos están en inglés)

Anuncios

“Este es el destino de la prostitución”

El título de este post se refiere a una pintada que se encontró en un burdel en Bagdad después de que un grupo armado, (se cree que fueron milicianos shiíes) asesinaran a un grupo de prostitutas el 12 de julio. El número de víctimas en esta masacre puede ser desde 25 a 29, depende de donde provenga la noticia. Mientras Irak se mueve peligrosamente hacia una guerra civil, grupos de milicianos rivales luchan por el control de zonas de ese país. A medida que la violencia aumenta, grupos de personas especialmente vulnerables como mujeres y niñxs, sufren.
Si los conflictos armados destrozan las vidas de todos los sectores sociales, torturan especialmente la vida de las mujeres, y niñas, las cuales reciben violencia añadida y específica a su sexo: violencia sexual. Y peor todavía que ser mujer es ser prostituta.
“Los mismos hombres que las visitaban las han matado”, esta frase que según parece fue dicha por un vecino del burdel, resume la retorcida relación del patriarcado y la prostitución.

La repanocha de la violencia de género, o sea, la violencia de género multiplicada por 50 tiene que ser la prostitución, especialmente en lugares como Irak, donde muchas mujeres pobres, solas (o sea, sin un hombre que responda por ellas) no tienen más remedio que prostituirse para comer, donde se les niega a las mujeres una forma de mantenerse a sí mismas, donde la prostitución está especialmente estigmatizada, y donde las mujeres son los repositorios de tradiciones misóginas. En este lugar, donde convergen las más brutales formas de opresión a la mujer, donde la religión prohibe el sexo fuera del matrimonio, grupos de milicianos que compran sexualmente a mujeres luego las asesinan para señalar al grupo rival que la zona les pertenece (igual que los cuerpos de las mujeres), como un perro meando en un arbol para demostrar que es suyo.

Y luego, los mismos puteros dejan este mensaje hipócrita (véase el título) tras su brutal matanza.
¿Habrá justicia para estas mujeres? Lo dudo, no sólo por ser mujeres, ni por ser prostitutas, (este tipo de masacres hacia prostitutas han pasado en Irak antes, y además puteros maltratan prostitutas en todos sitios) sino porque actualmente el primer ministro de Irak quiere simpatizar por razones políticas con los chiíes. Pronto serán olvidadas.

Aborto en El Salvador: La caza de brujas en tiempos modernos

Ahora mismo, en El Salvador, 17 mujeres están cumpliendo una larga condena, acusadas de homicidio, tras haber sido denunciadas en hospitales públicos, donde acabaron por una interrupción de embarazo o complicaciones varias (las cuales pueden suceder en embarazos que no han tenido seguimiento médico).

Las-17 (1)Leo con estupor que en este país, donde el aborto está terminantemente prohibido desde que la ley fue cambiada en 1998, hay mujeres que prefieren morir de complicaciones médicas durante un embarazo que acabar en un hospital público donde se las pueda denunciar e ir de allí directamente a la cárcel. Así es: Las 17 mujeres que he mencionado arriba están cumpliendo condena de 30 a 40 años; de hecho 129 mujeres han sido procesadas en ese país por abortos entre 2000 y 2011.

El aborto en El Salvador es la caza de brujas del siglo XXI y es una muestra de los niveles de ensañamiento con la mujer que esta dispuesto a llegar un sistema patriarcal y machista. La situación, la cual es patrocinada por el estado de ese país, es la siguiente:
-Se niega a las mujeres atención médica adecuada durante el embarazo
-Se establece un sistema judicial para procesar, denunciar cualquier actividad sospechosa
-Los juicios son procedimientos legales injustos (sin pruebas contra las acusadas) que criminalizan a las mujeres, donde se cambia legalmente el crimen del que se les acusa, de aborto a homicidio (ya que éste tiene una pena más larga)

Las mujeres castigadas suelen ser solteras, pobres, o sea, vulnerables e indefensas. Su castigo es usado por un sistema patriarcal con fines ejemplarizantes hacia la ciudadanía, para controlar y oprimir la sexualidad femenina y es una clara violación de los derechos humanos de las mujeres. Es también discriminatoria hacia mujeres pobres, ya que las ricas tienen acceso a abortos en hospitales privados, sin ninguna consecuencia punitiva.

La situación en El Salvador saltó a los medios internacionales el año pasado cuando una mujer quiso abortar un feto sin cerebro, el cual ponía en peligro su propia vida y aunque al principio se le denegó ese derecho, pudo por fin recibir una cesárea y abortar, gracias a la intervención de muchas organizaciones. A pesar de ese caso puntual con buen final, el aborto sigue sin ser permitido. 

La situación en El Salvador es espeluznante, pero por desgracia no es la única. En las Américas, el aborto está prohibido en Honduras, Nicaragua, República Dominicana y Chile. Y en general, se puede decir que hay una tendencia mundial a limitar a las mujeres libertad sobre sus propios cuerpos y a criminalizarlas. Mientras en España estamos al borde del precipicio por culpa de Gallardón, en EEUU (donde en teoría el aborto a nivel federal es legal) ya se ha metido en la cárcel a la primera mujer embarazada por consumir drogas.

Se ha lanzado una campaña de solidaridad internacional, la cual exige justicia para estas 17 mujeres. Se llama Una flor para las 17. No dejemos que sus vidas se marchiten”.
Video de la campaña: http://vimeo.com/90604733
Hashtag en Twitter:  #LibertadAlas17 y #17MujeresCondenadas #IndultoYa

¿Qué es #IamJada?

I-AM-JADA-facebookImagínate que eres una adolescente y te invitan a una fiesta. Te ponen algo en tu bebida, y te desmayas y te enteras de que te han violado al ver fotos de tí misma sin bragas y desmayada en la fiesta, a través de los medios sociales. Imagínate que entonces empiezas a ver a gente en Twitter riéndose de ti y burlandose de la foto de tu violación y posando en la misma postura. 
Esto es lo que le ocurrió a Jada, una chica de 16 años en el estado de Texas, EEUU. 

Muchas personas, sobre todo muchas jóvenes se morirían de verguenza (injustamente) si algo así les ocurriera a ellas. Jada no. Ha decidido ser visible y compartir su historia, y ahora, ella y muchxs internautas en Twitter se han apropiado del hashtag que al principio la gentuza que se burlaba de ella usaba para humillarla, y han subido imágenes de apoyo. 
El hashtag es #IamJada y se está usando por gente anónima y gente conocida, que pide respeto para víctimas de violaciones y y pide que luchemos contra la cultura de la violación.

Las autoridades de Texas están investigando la violación de Jada.

Foto: Huffington Post

Carol Rossetti y Tatyana Fazlalizadeh: Arte que empodera a mujeres

Hay dos artistas que se han hecho famosas últimamente por su arte feminista: La brasileña Carol Rossetti y la norteamericana Tatyana Fazlalizadeh. Cada una a su manera  (Rossetti habla a las mujeres y Fazlalizadeh a los hombres) su arte empodera a las mujeres.
Rossetti hace pinturas que tratan asuntos como los roles de género, el aborto, el aspecto de las mujeres, mientras anima a mujeres a tener una visión positiva de sus cuerpos, ignorar roles impuestos por la sociedad en cuanto a la edad, el género, la raza etc. Rossetti dijo en una entrevista a CNN que solo quería practicar su arte y se le ocurrió colgar sus pinturas en los medios sociales, pero que muy pronto (para su sorpresa) se empezaron a compartir sus pinturas por internet. El texto era al principio en portugués, y ahora tiene voluntarixs que le ayudan con las traducciones. Aquí teneis dos muestras del arte de Rossetti. Para más info, y para ver más de sus pinturas, esta es su página en Facebook.
carol three Carol-Rosetti-3

Comparado con Rossetti, el arte de Tatyana Fazlalizadeh es bastante menos “positivo” si se quiere usar esa palabra, pero, en mi opinión, más rompedor. Estoy segura de que el mensaje de Rossetti es necesario, como un recordatorio a todas nosotras de que pasemos de la opinión de los demás. De hecho, lo popular que se ha vuelto demuestra que todas necesitamos oir de vez en cuando que no pasa nada por estar gorda o que tenemos derecho a un aborto legal y seguro. Pero en cierta forma, muchas de nosotras ya sabemos esto.

Quienes tienen que oir nuestro mensaje de indignación son los hombres y es a ellos a quienes Fazlalizadeh se dirige.
Con el título “Deja de decir a las mujeres que sonrían” ha hecho una serie de posters y los ha distribuido por varias ciudades norteamericanas. El mensaje es claro: Luchar contra el acoso sexual que muchas mujeres sufren/ sufrimos en la calle. Los posters sacan a la mujer con actitud desafiante y recuerdan a los hombres que las mujeres no estamos en la calle para su entretenimiento, que las mujeres no tenemos la obligación de mantener una conversación o ocupar nuestro tiempo con ningun hombre, si no queremos, que las mujeres somos personas, no solo cuerpos y que nuestra ropa no es una invitación a que se nos acose. Fazlalizadeh ha explicado que ella, como muchas mujeres, ha sufrido acoso en la calle, y hasta hace poco, no consideraba que fuera acosada, simplemente pensaba que era algo que los hombres hacían y que a las mujeres nos tocaba sufrir. No fué hasta que encontró la website http://www.ihollaback.org, la cual es un proyecto por internet para acabar con el acoso en las calles, que empezó a tener conciencia de lo que le estaba pasando.
La website de Tatyana Fazlalizadeh está aquí.
stop telling women

Prostitución: Para ella la culpa y para él la disculpa

225798001_cbc477ff80_zEn Canadá han hecho una propuesta para una ley sobre la prostitución, (C-36, es su nombre) la cual convertiría en crimen al putero y al proxeneta, mientras la prostituta no sería castigada. También sería un crimen el anunciar prostitución en los medios, a menos de que sea la misma prostituta la que lo haya hecho, según la website Feminist Current.

Esta nueva ley señala específicamente que la prostitución es una forma de explotación la cual daña especialmente a mujeres y niñxs. Es más, dice textualmente “es importante denunciar y prohibir la compra de servicios sexuales porque crea demanda de prostitución”. O sea, que coloca la culpa de esta explotación en los “clientes”, o sea, los puteros.
Al mismo tiempo, ha salido en Canadá un Tumblr (es un tipo de medio social como Facebook o Twitter, pero más visual) de un grupo llamado Invisible Men, el cual incluye textos sacados de websites donde puteros critican y puntúan prostitutas (sí, tal cosa existe) durante los encuentros sexuales. La mayoría de los comentarios en este Tumblr son francamente asquerosos y hablan con desprecio de estas mujeres (“follarla es como follar un saco de patatas”), de lo que hacen, de su aspecto. Pero lo más interesante es que, igual que la ley C-36, esta website pone el foco de atención en el putero, en sus acciones, en sus razones por abusar de mujeres.
¿Porqué es todo esto importante? Pues porque, aparte de que es fundamental el atajar la demanda para acabar con el problema de la prostitución, hace falta cambiar el discurso social, el cual sigue culpabilizando y estigmatizando a la prostituta y no al putero. Hace unos días, en EEUU, un ejecutivo (Forrest Timothy Hayes) murió de una sobredosis de heroína en su yate. Junto a él, estaba una prostituta, Alix Catherine Tichelman, la cual tras inyectarle la droga y verlo fallecer, se marchó. Las cámaras de seguridad la grabaron mientras se tropieza con el cuerpo y baja las cortinas para que no se vea la escena desde afuera. Inmediatamente los medios se han concentrado en la prostituta: “Las sexy fotos en Twitter de Alix Tichelman” en heavy.com”, “Quien es la prostituta que según parece bebió vino encima del cuerpo del ejecutivo de Google al que ha matado?” se preguntaba el Washington Post mientras dedicaba un largo artículo al aspecto de la “calculadora asesina” Tichelman mientras menciona que el ejecutivo era un “hombre de familia” al que le gustaba pasar tiempo con sus hijxs en su yate. Leyendo el artículo me parece que es repugnante que se hable tan bien de un hombre que usaba prostitutas, a las que conocía a través de una website de prostitución y que se chutaba heroína. Hayes “contrató” los servicios de Tichelman para sexo y drogas, y este hecho es convenientemente disimulado en los artículos que he estado leyendo sobre este caso, los cuales prefieren convertir en asesina a una prostituta y drogadicta la cual seguramente flipó cuando su cliente sufrió una sobredosis y lo único que se le ocurrió hacer fue abandonar la escena. Se está investigando la historia, pero tanto si cometió un crimen como si no, los medios y la opinión pública ya la han declarado culpable.
Otro caso, parece, de “para ella la culpa y para él la disculpa”.
Hay muchas opiniones en cuanto a cómo terminar con la explotación más antigua del mundo, yo también tengo las mías, y lo que sí tengo muy claro es que el juzgar y criticar a las prostitutas no lleva a nada. Veremos progreso cuando se visibilice y se castigue a los puteros y se considere la prostitución como violencia de género.
Foto, Flickr.

¡No insistan! Ser Hombre es Incompatible con ser Feminista

Muchos hombres “de buen rollito” dicen que son feministas… pero no tienen mucho interés en renunciar a sus privilegios

Mezquita de Mujeres

dedos

“¿Hombres feministas? ¿Qué coño es eso? Por favor, ¡eso no existe! Ser hombre es incompatible con ser feminista”.

Siempre que digo lo anterior vienen los insultos y las dos grandes e infalibles etiquetas de Feminazi y Odiahombres, no fallan. Me imaginan corriendo detrás de ellos con cuchillo en mano para rebanarles el pene. Y la verdad es que no les culpo, tales imágenes son las que les han posicionado bastante bien para detractar los feminismos.

Pero lo sostengo: Ser hombre es incompatible con ser feminista. Y aunque estoy tan cansada de tener que argüir una y otra vez esta aseveración, hoy me decidí dejarlo por escrito, sólo porque estoy de ánimos decembrinos, y porque haber si dejándolo sentado en un texto, les hace un poquito más de eco, y dejan de insultar por insultar (para terminar reproduciendo siempre lo mismo y que nada cambie). Así que aquí voy. Si…

Ver la entrada original 1.212 palabras más